Llegan las fiestas y hay que cuidarse la piel

Llegan las fiestas y hay que cuidarse la piel

Diciembre está a la vuelta de la esquina y hay que empezar a prepararse para recibir la tan ansiada Navidad. Esta fecha supone un apretado calendario de reuniones y festejos familiares o incluso viajes de vacaciones y todo eso tiene algo en común: Es un momento especial para preparar nuestr piel.

¿Ya has decidido dónde pasarás las fiestas?

Hay que preparar el rostro y el cuerpo porque pasar muchos días delante de la mesa con un montón de comida puede hacer que nuestro organismo sufra las consecuencias. Después del verano no nos ha dado tiempo de reducir esos kilos de sobra completamente y se nos acabará acumulando con los excesos de navidad, así que lo mejor, es un tratamiento de shock que, acompañado de una alimentación sana con poca grasa, nos ayudará a eliminar en las próximas semanas lo dañino de nuestro cuerpo.

Lo ideal sería tratar nuestra piel con un tratamiento intensivo de 15 días con crema anticelulítica y suplementos drenantes para perder volumen significativamente y poder modelar la grasa localizada del cuerpo.

En nuestro rostro, lo mejor para llegar perfectas a las fiestas navideñas es hidratar bien la piel y así dejarla lista para lucir un maquillaje de película.

¿Qué te proponemos antes de que lleguen las Navidades?

  • Limpiar el rostro: Cada día con emulsiones o leches desmaquillantes suave porque el frío hace que la piel se seque y se descamarse más rápidamente. Elige un compuesto con agentes emolientes y suavizantes.
  • Equilibra el pH: Con un tónico súper hidratante evitarás que el agua reseque tu piel y se desequilibre. Una fórmula con aloe vera reparador será lo más.
  • Amplificador de crema: Mejora la absorción de la piel y activa rápidamente su rendimiento con un booster hidratante. Elige uno que tense y repare la piel, sobretodo a partir de los 35 años.
  • Exfoliación suave: 1 o 2 veces por semana de forma suave en la piel del rostro para eliminar los excesos de células muertas y mantener la piel suave. Suelen tener finas partículas que no dañan la piel.
  • Mascarilla hidratante: También 1 o 2 veces por semana después de la exfoliación suavizaremos y tensaremos el rostro con una capa gruesa dejándola que actúe un cuarto de hora.

Aunque uno de los mejores consejos es, precisamente, que te dejes aconsejar por el profesional de tu estética de confianza para que pueda ofrecerte un tratamiento específico para tu tipo de piel y que puedas llegar radiante a las fechas señaladas.

¡Ya ha llegado el día! ¿Ahora qué?

No hay que parar, el día D lo mejor es usar una base natural, cubrir bien el rostro pero sin enmascararlo sobre siendo de día.

Acentúa ojos o boca pero no ambos para no destacar en exceso y vigila con los blush porque las comidas copiosas puede hacer que el rostro se active y congestione así que evita colores rojizos.

¿Un truco? Usa un iluminador para que de luz a tu mirada sin sobrecargarla.

Leave a Reply

* Name:
* E-mail: (Not Published)
   Website: (Site url withhttp://)
* Comment:
Type Code