¿Necesitas que tu piel se recupere de los excesos del verano?

¿Necesitas que tu piel se recupere de los excesos del verano?

El verano se va alejando y toca despedirse de él... ¡y del bronceado! Nuestra piel empezará a mostrar las secuelas por pasar tantas horas bajo el sol.

Por lo tanto, es habitual llegar al mes de septiembre con algunas manchas, con piel engrosada, deshidratada e incluso con un tono más apagado.

Ahora lo que toca es la vuelta a la rutina y es importante incluir en el cuidado diario algunos tratamientos anti-manchas que nos ayuden a unificar el tono de piel o restablecer la luminosidad e hidratación.

Después de las vacaciones, exfoliarse el rostro tiene que ser el primer paso para recuperar la piel de los daños estivales por las muchas horas al sol. La finalidad es estimular la regeneración de la epidermis o conseguir tener un cutis más liso y luminoso.

También recomendamos el uso diario de cremas que actúen sobre las manchas o pérdida de luminosidad. Si volvemos de las vacaciones con problemas de hiperpigmentación, hay que aplicar algún tratamiento intenso contra arrugas y manchas.

Para conseguir una renovación de piel más profunda y uniforme lo mejor es complementar los cuidados que os podáis dar en casa con otros tratamientos hechos por profesionales, más específicos para pieles gruesas, fotoenvejecidas con arrugas, manchas, poros dilatados y otros síntomas de falta de renovación cutánea.

Si aún y así tienes dudas, lo mejor es que te acerques a tu centro estético de confianza y que te aconsejen bien tanto de los tratamientos que puedes aplicarte tú misma como los que te pueden aplicar ellos según las necesidades de tu piel en ese momento.