Los tratamientos específicos concentrados y contornos de ojos, ¿cuándo comenzar a usarlos?

Los tratamientos específicos concentrados y contornos de ojos, ¿cuándo comenzar a usarlos?

Ya sabemos de otros posts y todas tenemos ya muy claro que, a partir de los 20 años, hay que empezar a tomarse en serio el cuidado de nuestra piel con una hidratación adecuada. Después, se puede continuar con otro tipo de productos más adecuados a la edad conforme vayamos cumpliendo años, según el tipo de piel y la necesidad de cada uno.

La pregunta es: ¿Cuándo y de qué forma hay que empezar a usar los tratamientos específicos relacionados con el contorno de ojos y los concentrados?

Los concentrados

Cuando ya entramos en los 30 años, se recomienda ampliar los tipos de tratamientos de belleza que usamos en nuestro cuerpo para afrontar los nuevos retos que el paso del tiempo nos propone.

Los productos denominados como concentrados de belleza se caracterizan principalmente por su alta concentración de activos que, como no tiene un acabado graso y ayuda muy bien a una rápida absorción, preparan la piel para que sea mucho más permeable a otros tratamientos que usaremos después, con lo que se magnificará el resultado obtenido.

Además, también aportan un componente "boost" de activos que, sobretodo cuando se aplica de noche, ayudan a reparar la piel por culpa de los daños recibidos con los agentes externos del día a día.

La edad no es el único factor a tener en cuenta cuando hay que elegir un concentrado como producto a usar, también influye nuestro tipo de piel y las necesidades que ésta tiene en el momento determinado.

Hay muchas pieles jóvenes que presentan un envejecimiento prematuro y que necesitan un concentrado con mayor potencia que otras pieles mucho más maduras pero que han conseguido conservarse mucho mejor. De ahí que sea importante tener apoyo y consejo profesional para aplicar en nuestro rostro el producto más adecuado según nuestras necesidades, obvio.

Existen diferentes tipologías que potencian la hidratación, anti-edad o iluminadores, entre otros.

El contorno de nuestros ojos potencia nuestra mirada

Los alrededores de nuestros ojos son muy sensibles porque en esa zona la piel es mucho más fina que la del resto de nuestra cara. Es por esto que hay que tratarla con productos mucho más específicos y que hayan sido fabricados especialmente para esa zona, el contorno de los ojos.

Lo normal es empezar a usarlo a partir de los 30 años pero si nuestro contorno de ojos lo necesita antes, no hay ningún problema en hacerlo. A veces no hay que combinarlo con un tratamiento anti-edad, pero sí un tratamiento que sea antiojeras o hidratante, por ejemplo. Lo importante es fijarse bien en la zona y usar el dicho tan famoso "más vale prevenir que curar".

Este tipo de tratamientos se suele aplicar con pequeños toques en el contorno de los ojos para conseguir estimular la microcirculación cutánea con muy poca cantidad, con lo que optimizaremos su efecto y, importante, hay que aplicarlo ampliando la zona incluyendo las sienes, llegando a un cuidado global de la zona.

Leave a Reply

* Name:
* E-mail: (Not Published)
   Website: (Site url withhttp://)
* Comment:
Type Code